Hay que rebelarse a las razones del partido, o del grupo político que los contiene. Hay que más que honrar las razones de estado, la historia, las convicciones y valores. Es cierto no hay que anclarse dogmáticamente. Pero sí evolucionar, NO involucionar. Profundizar las conquistas del 18, profundizar la visión de país, la región y el mundo. Cómo la franja no está en las movilizaciones de aumentos de colectivos? De aumentos de alimentos por lo cual desertan miles de estudiantes? De mayor presupuestos? Cómo no estar al lado de los docentes y cientificos a los que sólo se les dió un 10% de aumento? Como no haber movilizado contra el ajuste contra los jubilados? Al lado de la gente que padece la perdida de trabajo? A los que no pueden pagar tarifas?
Cómo criticar las tomas de facultades? Se siguen formando en grupos de estudios? Y sí lo hacen que debaten ahora, Duran Barba? El rol de la Franja Morada y de la Juventud radical fueron fundacionales en el movimiento Renovación y cambio de Raúl Alfonsín contra las políticas conservadoras de Balbín. La militancia no es hacer servicios a estudiantes, es provocar un salto cualitativo sobre las politicas actuales y las utopias de un país más igualitario

Comentarios Facebook