La cartelería inundó la ciudad, la frase fue dicha en algún momento por la actual vicepresidenta cuándo se retiraba de su presidencia en el 2015.

Para otros se trata de una interpretación de un nuevo «asador» portátil, lo cierto es qué logró su cometido, llamando mucho la atención.

Comentarios Facebook