Polémica entre el gobierno y los gremios en torno al aumento anunciado

El Ejecutivo pretende que el incremento sea un adelanto de la política salarial de este año. Para ATE y UPCN, se trata de la actualización que corresponde por cláusula gatillo.

En Casa Gris tienen una interpretación distinta a la de los gremios con respecto al aumento del 4,1%.

Esta semana, el gobierno provincial anunció que los sueldos de enero del sector público se abonarán con un aumento del 4,1%, a cuenta de futuros incrementos que se pacten este año. Ante esa interpretación, desde los distintos gremios salieron a aclarar que la suba corresponde a los acuerdos firmados el año pasado. Es decir, que el porcentaje surge de la aplicación de la cláusula gatillo ya convenida.

Asimismo, exigen que la política salarial de 2020 sea debatida en paritarias. En ese sentido, Jorge Hoffmann, secretario general de ATE, reivindicó esos encuentros «como ámbitos de discusión de una integral política salarial y laboral» y exhortó al Ejecutivo a que realice la convocatoria.

AMRA exige que el gobierno cumpla con la paritaria del 2019 con cláusula gatillo

En torno a la mencionada cláusula, que viene siendo objeto de debate, Hoffmann afirmó que “es un elemento más de discusión, que tuvo buena prensa, pero que ni siquiera empató la inflación».

«Su efectividad es un signo de interrogación, pero permitió incrementos mensuales para así sostener en algo el poder adquisitivo. Si el gobierno hace una propuesta sin la cláusula se estudiará en su momento, lo que es seguro es que buscaremos mecanismos de preservación salarial”, concluyó.

Comentarios Facebook