19.2 C
Santa Fe, Ar
domingo, noviembre 29, 2020
Inicio HDP El vergonzoso papel del poder judicial santafesino: «La cámara confirmó la libertad...

El vergonzoso papel del poder judicial santafesino: «La cámara confirmó la libertad del empresario que violó 14 veces la cuarentena»

La Cámara Penal confirmó las imputaciones y la libertad del empresario rosarino que rompió 14 veces la cuarentena

El tribunal de alzada confirmó el viernes las 14 imputaciones contra Roberto Daniel Dutra por incumplir el aislamiento y avaló el rechazo del juez de primera instancia a la última imputación y a la libertad del empresario.

La Cámara Penal de Rosario confirmó las 14 imputaciones contra el empresario gastronómico Roberto Daniel Dutra por incumplimiento del aislamiento social preventivo y obligatorio que rige desde mediados de marzo en el marco de la pandemia del coronavirus, y avaló el rechazo a una ultima imputación y a la libertad. Esa decisión de un juez de primera instancia ahora respaldada por el tribunal de alzada, había generado polémica porque se dio 48 horas después de que Dutra fuera arrestado y pagara una fianza de 1 millón de pesos para atravesar el proceso en su domicilio. Tres policías son investigadores por anticipar procedimientos a Dutra y a su entorno.

El juez de segunda instancia penal, Guillermo Llaudet Maza, dio a conocer el viernes su decisión en torno a los legajos que tienen como imputado a Dutra, un hombre afincado en las torres Maui y a quien se le atribuyó haber circulado sin autorización en por lo menos 14 ocasiones, aunque él decía estar exceptuado porque brinda servicios de viandas a hospitales públicos y sanatorios privados con su empresa Catering Gourmet.

Confirmaron las imputaciones y la libertad del empresario rosarino que violó 14 veces la cuarentena.

Confirmaron las imputaciones y la libertad del empresario rosarino que violó 14 veces la cuarentena.

El derrotero de Dutra comenzó a mediados de marzo en un control de rutina donde exhibió un certificado otorgado por el Hospital Centenario donde figuraba como “mucamo”, aunque las autoridades del centro de salud negaron haberlo extendido. Entonces el fiscal de la Unidad Especializada Covid-19, Marcelo Vienna, llevó adelante el protocolo de advertencia, le achacó el incumplimiento y le ordenó el arresto domiciliario junto a su novia, quien había regresado de Estados Unidos el 15 de marzo, aunque no tuvo síntomas ni contrajo coronavirus.

Leer más ► Un empresario de Rosario fue imputado por violar 14 veces la cuarentena obligatoria

Pero Dutra volvió a salir a la calle, y los guardias privados del condominio ubicado frente al río, en la zona residencial de avenida de la Costa Estanislao López al 2100, alertaron al 911. El fiscal Gustavo Ponce Asahad ordenó la detención efectiva, la cual se concretó el viernes 27 de marzo y el domingo siguiente lo llevó a una audiencia imputativa ante la jueza Irma Patricia Bilotta.

En esa instancia Ponce Asahad le endilgó al empresario la violación de medidas adoptadas por autoridad competente para impedir la introducción y propagación de epidemias, y desobediencia, en concurso real. Fueron 14 hechos cometidos entre el 15 y el 25 de marzo, según las disposiciones de los decretos de necesidad y urgencia del Poder Ejecutivo de la Nación N° 260 y N° 297.

La jueza aceptó el encuadre legal por los delitos de “violación de medidas contra epidemias, resistencia y desobediencia a la autoridad, dejó abierta la investigación y, tras un acuerdo de partes, ordenó la libertad de Dutra con restricciones hasta finalizada la cuarentena, luego del pago de una fianza de un millón de pesos.

Sin embargo, Dutra no aguantó demasiado en su casa. Al otro día de quedar en libertad tomó las llaves de su Mini Cooper y le pidió a su novia Roxana W. que lo acompañara a la comisaría 5º (Italia 2100) donde se dirigió a buscar pertenencias que había dejado mientras estuvo demorado. Los policías se sorprendieron al verlo y se lo comunicaron al fiscal, quien ordenó detenerlo nuevamente por considerar que una vez más había circulado sin autorización.

El miércoles 1º de abril se realizó la segunda audiencia imputativa contra Dutra por ese decimoquinto incumplimiento. Esta vez el trámite fue presidido por el juez Nicolás Foppiani, quien escuchó la formulación fiscal sobre la conducta de Dutra y de su novia por trasladarse a la comisaría sin autorización.

El encuadre legal fue casi calcado al utilizado 72 horas antes. Ponce Asahad remarcó que no estaba exceptuado ni tenía declaración jurada para circular, y explicó que como dueño de la empresa tranquilamente podía desarrollar su trabajo con la modalidad home office (desde la casa). El funcionario pidió 15 días de prisión efectiva para Dutra y el mismo lapso para la novia, pero bajo la modalidad domiciliaria.

Los abogados defensores Adrián Martínez y Carlos Varela refutaron que a su cliente lo alcanzaban las prerrogativas del decreto presidencial porque distribuye viandas en hospitales y sanatorios, lo cual es considerado un servicio esencial en el contexto de la pandemia. Y señalaron que el fiscal hizo una valoración errónea de la disposición del gobierno nacional.

El juez dio por formalizada la imputación y resolvió otorgarle la libertad a la pareja. Dijo que ambos estaban “dentro de las excepciones previstas en el decreto 297/20”. Decidió que “al no configurarse apariencia de responsabilidad ni la existencia de un riesgo procesal, se rechaza el pedido de prisión preventiva».

Pero el juez opinó sobre los 14 hechos imputados en la audiencia anterior, a los que calificó de “atípicos”. Una postura inusual que generó confusión porque traspasó su competencia al analizar la decisión de una colega, tarea reservada a los jueces de segunda instancia. En un contexto donde gran parte de la sociedad, muchos sin recursos, hace esfuerzos enormes para cumplir con la cuarentena, la libertad de Dutra después de tantos excesos no fue bien recibida.

Cuando se conoció la decisión del Foppiani el ministro de Seguridad Marcelo Saín salió con los tapones de punta. “Es enorme el daño institucional que genera con esta interpretación porfiada e infundada al enorme esfuerzo que viene haciendo el MPA (Ministerio Público de la Acusación) y la Policía de Santa Fe para evitar muertes”, dijo el funcionario. “Se ve que Foppiani desconoce los decretos 260/20 y 297/20, pero creo que es un desconocimiento doloso”, arremetió el titular de Seguridad. El Colegio de Magistrados de Rosario, en tanto, respaldó al funcionario. Desde la entidad manifestaron “profunda preocupación ante los dichos expresados livianamente” por el ministro Sain.

Leer más ► Saín, durísimo con el juez que rechazó la imputación al empresario sospechado de quebrantar 14 veces la cuarentena

Libertad, con 14 imputaciones confirmada

Ponce Asahad apeló la resolución ante la Cámara Penal y el legajo quedó bajo revisión del juez de segunda instancia Guillermo Llaudet Maza, que el viernes se pronunció sobre la controversia. Entre los considerandos (los fundamentos no se dieron a conocer) dice sintéticamente que confirma la formalización de la audiencia imputativa en los términos relacionados al hecho del 30 de marzo, cuando Dutra y su novia se presentaron en la comisaría. Es decir, avaló lo decidido por Foppiani en relación al rechazo de la imputación por ese último episodio.

En un segundo punto, que Llaudet Maza encabeza como “aclarar y modificar”, confirma la libertad de Dutra, aspecto que había generado críticas. Y ,de manera sutil, aclara y se refiere a la intromisión de Foppiani sobre la audiencia de su colega Bilotta. El camarista ordena el “desglose del resto de lo consignado (las primeras 14 imputaciones), en tanto “excede” el marco que la resolución le asigna a lo actuado por Foppiani, “dejando en claro -remarca Llaudet- “que subsisten imputados la totalidad de los hechos” atribuidos a Dutra, y firme la cautela real motivada en la audiencia del 29 de marzo ante la doctora Bilotta oportunamente acordada entre las partes y allí homologada”.

Comentarios Facebook

WhatsApp chat