Demetrio Alvarez llegó de la mano de Jorge Molina a la diputación provincial, estrecho amigo de Nacho Martinez, hoy secretario general de los gastronómicos «aprieta» a los mozos y cocineros que reclaman por la falta de cuidado y respeto de protocolos en bares y restaurant.

Pero aparte utiliza una fuerza de choque del gremio UTHGRA para realizar movilizaciones rechazando restricciones en cuidado de la salud. Ya sea en Rosario cómo ahora en Santa Fe

Comentarios Facebook