La autoridad monetaria sorprendió en la city con la liquidación directa de reservas para detener la corrida, sumando este instrumento que hasta ahora le había vedado el FMI. Con ello logró bajar la divisa a 39,28 pesos. Las reservas cayeron 394 millones.
El Banco Central potenció su apuesta para sostener el dólar debajo de los 40 pesos. En la jornada de ayer, luego de casi 4 meses de intervenir con un esquema de subastas, se vendieron divisas en forma directa en la plaza cambiaria para moderar la expectativa de devaluación. El dólar se ubicó en 39,28 pesos, con una disminución de 51 centavos. Esta nueva estrategia del Central, que implicó una oferta de 235 millones de dólares de las reservas, no pasó desapercibida en la city porteña. El Fondo Monetario podría haberle dado el visto bueno al equipo económico para emplear una mayor cantidad de dólares para contener la presión con el tipo de cambio. Las reservas volvieron a bajar en 394 millones de dólares y cerraron en 51.052 millones.

El viaje del equipo económico esta semana para reunirse con los técnicos del FMI apuntó en una doble dirección. La primera fue conseguir un adelanto de dinero para cubrir las necesidades financieras de 2019. Dujovne mencionó que en un mes habrá novedades (ver página 7). El otro punto de negociación importante fue conseguir el aval del organismo para usar divisas para intervenir en forma más fuerte en la plaza cambiaria y evitar nuevas corridas. El Fondo se había mostrado inflexible hasta el momento pero parece que ayer hubo un guiño a favor del Central.

Comentarios Facebook